Mundial Estados Unidos
 
 
 

Mundial Estados Unidos

En 1994 aconteció de todo un poco en el Mundial Estados Unidos. El fútbol no era lo que los estadounidenses anhelaban, pero este país se preparó como lo hacen las grandes potencias, para el deporte rey del mundo.
Detroit con un césped totalmente sintético, y el fútbol se jugó en un espacio cubierto por primera vez en un Mundial.

 
 
 
 
Mundial Estados Unidos
 
 
 
Las mejores selecciones tuvieron que jugar en un país, donde los partidos eran al mediodía, bajo unas temperaturas agobiantes. La fiesta de los americanos fue todo un éxito.
Fue una sorpresa en el arranque del mundial. Alemania, que era el último campeón del mundo, le ganó por apenas un gol de diferencia a una Bolivia pobre en el partido inaugural que se llevo a cabo en Chicago.
Nigeria advirtió del peligro africano en su debut en una fase final mundialista. Bulgaria, considerada una banda de Futbolistas en la que cada cual iba por su lado, fueron víctima de los nigerianos, que le ganaron por 3 0.
 
 

Mundial Estados Unidos

 
 
 
 

En la primera fase Argentina surgió como la favorita. Y Maradona volvió a ser el ídolo de su selección después de haber cumplido una sanción de la FIFA de casi dos años por doping en el calcio italiano. Diego debutó con ganas en el Mundial Estados Unidos. Llevo a su país a una notable victoria sobre Grecia (4-0), con un gol suyo que celebró con el alma, con un grito lleno de pasión, estremecedor, ante una de las cámaras de televisión que transmitía el partido en directo. Su foto dio la vuelta al mundo. “El rey ha vuelto”, parecía estar gritando.

Una noticia alarmante en el mundial estados unidos

El Mundial mas tarde quedaría marcado poco después de que los argentinos vencieran a los nigerianos en una buena lección de fútbol. La FIFA anunció que Diego Armando Maradona había dado positivo en el control antidoping. La noticia conmocionó al campeonato entero con la expulsión de Diego del torneo. Maradona afirmó que era inocente, pero las pruebas, irrefutables, demostraron lo contrario. Diego se fue de Estados Unidos por la puerta trasera. El amo del fútbol volvía a decepcionar a todos.
En semifinales, Italia le gano a Bulgaria y Brasil a Suecia. Con eso, la gran final quedaba como la del Mundial de 1970: brasileños e italianos. Los Ángeles fue el escenario y el juego bonito brilló por su ausencia. Hubo muchos nervios y falta de confianza de parte de los dos. Se llegó al largue, y en éste el resultado permaneció inalterable. Como consecuencia, decidieron los penales. Fallaron sus lanzamientos los dos hombres más representativos del fútbol italiano: el capitán. Franco Baresi, y la estrella, Roberto Baggio. Brasil seria otra vez el mejor. Consiguió su cuarto mundial, casi 25 años después de haber obtenido en propiedad la Jules Rimet. La ciudad de Los Ángeles del Mundial Estados Unidos, se tiño del color amarillo de la camiseta de los brasileños.